Transparencia de la cadena de suministro

Declaración sobre la trata de personas y la esclavitud contemporánea de 2022

Introducción

La Ley de Transparencia en las Cadenas de Suministro de California de 2010, la Ley de Esclavitud Contemporánea del Reino Unido de 2015, y la Ley Australiana de Esclavitud Moderna de 2018 exigen que ciertas organizaciones comerciales sean transparentes sobre los esfuerzos realizados para identificar y erradicar la esclavitud moderna y la trata de personas de sus cadenas de suministro y operaciones. 

Gildan está plenamente comprometido con el respeto de los derechos humanos y con el mantenimiento de altos estándares éticos en todas sus operaciones, y con la incorporación de tales creencias en sus prácticas comerciales en todo el mundo. Como tal, Gildan no tolera la esclavitud moderna o la trata de personas en ninguna forma. Gildan se adhiere a su Código de Conducta públicamente disponible, que se basa en los ocho (8) convenios básicos establecidos por la Organización Internacional del Trabajo ("OIT"), así como los códigos establecidos por la Asociación de Trabajo Justo (Fair Labor Association, "FLA"), la Producción Acreditada Mundialmente Responsable (Worldwide Responsible Accredited Production, "WRAP"), y el Intercambio Ético de Datos de Proveedores (Supplier Ethical Data Exchange, "SEDEX"), todos los cuales incluyen disposiciones estrictas con respecto al trabajo forzoso, el trabajo infantil, la trata de personas y otras formas de esclavitud. 

El compromiso de Gildan de erradicar la esclavitud moderna y la trata de personas de sus cadenas de suministro y operaciones no es nuevo. Gildan fue el primer fabricante de ropa integrado verticalmente en tener su programa de cumplimiento social acreditado por la FLA en 2007. Desde 2013, Gildan ha estado incorporado todos los años en el Índice de Sostenibilidad Dow Jones (Dow Jones Sustainability Index, “DJSI”). El DJSI se basa en un proceso de revisión exhaustivo que abarca, entre otros temas, las normas de la cadena de suministro, los derechos humanos y las prácticas laborales. En 2018, Gildan se comprometió a unirse al Compromiso de la Industria para la Contratación Responsable (“ICRR”) desarrollado en conjunto con la Asociación de Ropa y Calzado de Estados Unidos (American Apparel & Footwear Association, AAFA) y la FLA. El ICRR es una iniciativa proactiva de la industria para abordar los posibles riesgos de trabajo forzoso que podrían enfrentar los trabajadores itinerantes dentro de la cadena de suministro global. Los signatarios del ICRR deben garantizar que los trabajadores  (i) no tengan que pagar por su trabajo, (ii) tengan en su poder sus documentos de viaje y (iii) tengan libertad total de movimiento. Además, todos los trabajadores deben ser informados de las condiciones básicas de su empleo antes de ser reubicados en su nuevo lugar de trabajo. Además, en 2019, el Programa de Cumplimiento Social de Gildan volvió a acreditarse después de que la empresa demostrara que mantenía prácticas y políticas laborales justas en su cadena de suministro global. Para obtener más información sobre las medidas aplicadas por Gildan para proteger a los trabajadores migrantes y temporales, consulte la página 24 de la Guía de cumplimiento social y sostenible de Gildan.  

Esta Declaración sobre la trata de personas y la esclavitud contemporánea de 2022 se emite en nombre de Gildan Activewear Inc., una corporación canadiense que cotiza en la bolsa (NYSE: GIL; TSX: GIL), y todas sus filiales en todo el mundo para el año financiero que terminó el 2 de enero de 2022. 

El negocio global y la cadena de suministro de Gildan

Gildan posee y opera instalaciones de manufactura a gran escala, verticalmente integradas, que se encuentran principalmente en Centroamérica, el Caribe, Norteamérica y Bangladesh. Estas instalaciones están situadas estratégicamente para cubrir de forma eficiente las necesidades de abastecimiento rápido de los clientes de Gildan. Con más de 51 000 empleados en todo el mundo, Gildan opera bajo un fuerte compromiso con las prácticas laborales y ambientales líderes de la industria a lo largo de su cadena de suministro, de acuerdo con su programa de Ambiental, social y de gobernabilidad (“ESG”) integrado en la estrategia comercial a largo plazo de la Compañía. Si bien la gran mayoría de los productos de Gildan se fabrican en sus propias instalaciones, Gildan también obtiene determinados productos de terceros, que representan aproximadamente el 10 % de las ventas totales. 

Para obtener más información sobre dónde se encuentran las instalaciones de propiedad de Gildan y los contratistas seleccionados, consulte: https://gildancorp.com/es/compania/nuestras-fabricas/

Políticas de Gildan contra la esclavitud y la trata de personas

El Código de Ética de Gildan, que se aplica a todos los directores, funcionarios y empleados de Gildan en todas las filiales de Gildan en todo el mundo, establece los estándares de integridad y las expectativas de comportamiento ético de Gildan. El Código de Ética sirve como una declaración del fuerte compromiso de Gildan con las prácticas laborales justas en el lugar de trabajo, así como un marco para guiar las operaciones y prácticas comerciales de la empresa en todo el mundo. También sirve como guía para ayudar a los empleados a tomar decisiones que sean coherentes con los valores y principios fundamentales de Gildan.

Además del Código de Ética, Gildan mantiene un Código de Conducta, que aborda sus principios básicos en las siguientes áreas temáticas: (i) Relación de empleo; (ii) Trabajo infantil; (iii) Trabajo forzoso; (iv) Indemnización; (v) Horas de trabajo/horas extraordinarias; (vi) Salud y seguridad; (vii) Medioambiente; (viii) Libertad de asociación y negociación colectiva; (ix) Acoso o abuso; (x) Procedimiento de reclamación; (xi) Discriminación; y (xii) Documentación e Inspección. Todos los empleados y socios comerciales de Gildan están obligados a cumplir con los principios establecidos en el Código de Conducta. Además, los estándares laborales que se establecen en el Código de Conducta de Gildan se complementan con procedimientos específicos y requisitos prácticos, que se explican en el Manual de Cumplimiento Social y Sostenible de Gildan, el cual se debe implementar en todas las instalaciones contratadas y de propiedad de la compañía.  En este manual, el trabajo forzoso, el trabajo infantil y la trata de personas se catalogan como problemas de tolerancia cero.

La Política de Denuncia de Irregularidades de Gildan alienta a sus empleados y a las partes interesadas externas, incluidos los empleados de contratistas de fabricación de terceros, a denunciar cualquier mala conducta real o presunta, incluidas las violaciones de los derechos humanos. Como se exige en la Línea Directa de Denuncia de Irregularidades, Gildan mantiene una Línea Directa de Ética y Cumplimiento 24/7 en todas las jurisdicciones en las que opera. La información relativa a la Línea Directa de Ética y Cumplimiento se pone a disposición de todos los empleados y partes interesadas externas, y las comunicaciones son completamente confidenciales. Todas las comunicaciones se investigan a fondo y se adoptan las medidas correctivas apropiadas cuando es necesario.

Procesos y medidas adoptados por Gildan para vigilar los riesgos y abordar los problemas

Gildan supervisa los riesgos relacionados con los derechos humanos según lo recomendado en la Guía de Diligencia Debida para Cadenas de Suministro Responsables en el Sector de la Confección y el Calzado de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (“OCDE"). A través de su Programa de Cumplimiento Social, Gildan toma medidas para garantizar que obtiene productos de proveedores que solo se involucran en prácticas responsables. La empresa identifica y evalúa los posibles riesgos en su cadena de suministro a través de un análisis de diligencia debida de los posibles socios comerciales antes de la celebración de acuerdos de suministro importantes o de abastecimiento. Ese examen de la debida diligencia incluye una verificación exhaustiva de los antecedentes inherentes a los riesgos comerciales, políticos, de reputación y geográficos, y, según proceda, cuestionarios adicionales y verificaciones in situ. En ciertas instancias, Gildan contratará un proveedor de servicios externos de auditoría para llevar a cabo estas verificaciones en nuestro nombre.

El proceso de debida diligencia de Gildan ayuda a guiar las decisiones empresariales y a garantizar el cumplimiento de su Código de Conducta, así como de las leyes locales e internacionales. Para obtener más información sobre la producción responsable, consulte la Política de Producción y Abastecimiento Responsable de Gildan. 

Procesos de auditoría de Gildan

Gildan realiza u organiza a través de un tercero auditorías de las condiciones de trabajo en cada planta de fabricación de propiedad y contratada que produce productos para Gildan. La mayoría de las auditorías las realizan nuestros auditores internos capacitados; sin embargo, en ciertas circunstancias, contratamos auditores externos. Las instalaciones de fabricación de propiedad de Gildan y contratadas también son auditadas de forma independiente por FLA, SEDEX, WRAP, además de las auditorías realizadas por algunos de los clientes más grandes de Gildan. Todas las instalaciones de propiedad de Gildan y contratadas están además sujetas a una auditoría interna completa basada en un proceso de evaluación de riesgos que evalúa el riesgo país, el volumen de pedidos, las calificaciones externas y el rendimiento de auditorías previas al menos una vez cada dos (2) años. Además, varios de los contratistas de fabricación de Gildan participan en el Programa para un Mejor Trabajo de la OIT.

Requisitos y certificaciones escritas

Para garantizar que los contratistas de manufactura y los proveedores respeten y cumplan el compromiso de Gildan de lucha contra la esclavitud y la trata de personas, les solicitamos un compromiso por escrito en el que indiquen que cumplirán el Código de Conducta de Gildan y todas las leyes vigentes. Estos requisitos y certificaciones se incluyen explícitamente en los contratos firmados por los contratistas de fabricación y los proveedores y, si procede, se vuelven a certificar como parte de su proceso de certificación anual. Además, cuando un fabricante o proveedor tiene sus propios subcontratistas o proveedores, Gildan también exige a ese fabricante o proveedor que proporcione una certificación escrita de que el trabajo forzoso no está presente en su cadena de suministro. 

Rendición de cuentas interna

Gildan no tolera el incumplimiento de su prohibición contra la esclavitud y las políticas de trata de personas. Si se produce tal incumplimiento, Gildan tomará medidas correctivas inmediatas para mitigar, abordar y resolver en el plazo más corto posible. Si dicho incumplimiento no se remedia rápida y satisfactoriamente, con la garantía de no repetición, Gildan se reserva el derecho de tomar cualquier otra medida, incluyendo, pero no limitado a, la terminación del empleo, relación contractual y/o notificación a los organismos encargados de hacer cumplir la ley.  

Para obtener más información sobre las medidas que Gildan ha tomado para prevenir y mitigar el trabajo forzoso y el trabajo infantil en las instalaciones de propiedad y contratadas de Gildan, consulte el Informe ESG 2021 de Gildan. 

Capacitación

Sobre una base anual, Gildan requiere que todos los empleados certifiquen el cumplimiento del Código de Ética y Código de Conducta de Gildan. Los empleados reciben capacitaciones sobre el Código de Ética y el Código de Conducta como parte del proceso de incorporación a la compañía y, de vez en cuando, a través del portal de capacitaciones en línea de Gildan o sesiones de capacitación presenciales. A veces, Gildan también ofrece capacitación regular específica para los equipos de supervisión interna que trabajan estrechamente con los equipos de administración de contratistas externos para garantizar que estén bien informados sobre los requisitos de Gildan y que comprendan los problemas relacionados con los derechos humanos. 

Conclusión

Las políticas y prácticas de Gildan descritas en esta declaración son partes fundamentales de los esfuerzos cotidianos de Gildan para asegurar que la esclavitud y la trata de personas no tengan lugar en su cadena de suministro y operaciones. En Gildan entendemos que el riesgo asociado con la esclavitud y la trata de personas no es estático y continuaremos con nuestra estrategia para mitigar el riesgo en los años venideros. La Junta Directiva de Gildan revisa y actualiza anualmente tales esfuerzos, así como esta declaración.

Esta declaración fue aprobada por la Junta Directiva de Gildan Activewear Inc., y firmada por el Presidente del Comité de Gobierno Corporativo y Responsabilidad Social, el 3 de agosto de 2022.